NACIMIENTO Y FILOSOFIA

Desde mi niñez, siempre me he sentido atraída por los espacios construidos en madera. La calidez del sonido, su brillantez, la naturalidad que aporta a los instrumentos…

Hay algo mágico y estimulante en ello; parece que todo allí vibrase en equilibrio.
“Todo lo que puedas tocar antes ya existió como pensamiento”. Cuando soñábamos con un lugar ideal para crear, grabar, dejarse fluir en el mundo de las ideas y sentir ese “aislamiento del mundo exterior” siempre visualizábamos lo que hoy es nuestra cabaña.

Aunque para serte sincera, la realidad superó al pensamiento!

Hace ya largo tiempo que vengo  experimentando con el sonido.
Grabando canciones propias, arreglando temas de otros compañeros, como corista, guitarra y teclados en otros estudios… asi que fue algo natural que decidiera formarme más a fondo en producción (con Harry Up en “produce audio” ,  Domi Serralbo “Domi Estudio“, Gustavo Olmedo “Selene producciones”)  y montar mi propio estudio; “home” porque está dentro de casa , pero con herramientas profesionales para llegar a un sonido optimo y competente. No solo para mis producciones sino abierto al mundo.

 A menudo he podido comprobar y oír decir a algunos productores que la producción consiste en saber “ver” o “fabricar” un éxito .
Todo depende de que entendamos por éxito. Para mí habla de superación personal, de lograr materializar en el sonido aquello que querías contar.
No necesariamente un éxito tiene porque ser un “hit” o un “producto” para masas.